Código de Hammurabi: las leyes del Imperio Babilónico

Código de Hammurabi

El código de Hammurabi se escribió en 1750 a.C. por el rey de Babilonia Hammurabi. Este conjunto de leyes es uno de los más antiguos y mejor conservados de la Antigua Mesopotamia. Además, esta piedra donde se escribieron tales leyes está escrita en el idioma ya no existente acadio (lengua hablada en la antigua Mesopotamia principalmente por asirios y babilonios durante el II milenio a. C.), y consta de 282 puntos grabados en una estela de diorita de 2,25 m de altura por 50 cm en su zona más ancha.

Entre otras cosas, el código de Hammurabi regularizaba precios, la jerarquía social, la responsabilidad profesional, los salarios, las penas según los delitos, matrimonio, los préstamos, los alquileres…etc.

Aquí podemos observar algunos ejemplos del funcionamiento jurídico redactado:

  • La jerarquización de la sociedad. Existen tres grupos, los hombres libres o awilum, los muškenum (quienes se especula podrían ser siervos o subalternos, semilibres) y los esclavos o wardum.
  • Los precios. Los honorarios de los médicos varían según se atienda a un hombre libre o a un esclavo.
  • Los salarios. Varían según la naturaleza de los trabajos realizados.
  • La responsabilidad profesional. Un arquitecto que haya construido una casa que se desplome sobre sus ocupantes y les haya causado la muerte es condenado a la pena de muerte.
  • El funcionamiento judicial. La justicia la imparten los tribunales y se puede apelar al rey; los fallos se deben plasmar por escrito.
  • Las penas. Aparece inscrita una escala de penas según los delitos y crímenes cometidos. La base de esta escala es la ley del Talión.

Lo más curioso de este código es la exposición de la presunción de inocencia, lo que sugiere que el acusado tiene la oportunidad de demostrar su no culpabilidad, algo no muy común en ciertas culturas mayoritarias.

El código de Hammurabi se redactó para poder fomentar los derechos de la población. El rey decretó que se colocaran copias del código en las distintas plazas del reino para que la ley fuese de conocimiento público y el escrito fuese lo más claro posible.

Todo un avance jurídico que se realizó hace casi 4.000 años.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *