La primera vuelta al mundo: Magallanes y Elcano

Juan Sebastián Elcano y Fernando de Magallanes

Corría el 10 de agosto de 1519. Al mando de cinco naves, Magallanes y unos 265 hombres salían del puerto de Sevilla (España), para realizar la mayor expedición jamás vista.

Esta expedición se iba a realizar para poder encontrar las Islas Molucas, unas islas famosas por la riqueza de sus especias, en especial la nuez moscada y el clavo.

Una vez se aprovisionaron en Sanlúcar de Barrameda, Cádiz (España), partieron hacia lo que hoy se conoce como Río de Janeiro, en la actual Brasil. El 10 de enero de 1520 siguieron su camino hacia la desembocadura del Río de la Plata. Magallanes estaba convencido de que este lugar era el paso que le llevaría hasta el Mar del Sur, el actual Océano Pacífico. Magallanes erró, ese no era el lugar. La confusión vino de los mapas de la época, los cuales no estaban muy detallados y daban lugar a confusión.

Buscando el paso que les llevaría hasta el Océano Pacífico, continuaron hacia el sur. Este tiempo perdido hizo que el invierno les pillara en pleno mar. Llegando a la bahía de San Julián, Argentina, la tripulación empezaba a desesperarse, y los comentarios en contra de Magallanes empezaban a convertirse en el empiece de una rebelión. Magallanes, sin pensarlo dos veces y viendo que tenia que cortar de raíz aquellos murmullos, ordenó matar y descuartizar al capitán Luis de Mendoza. También ordenó decapitar al capitán Gaspar de Quesada, pero este debía ser asesinado por su criado, o él mismo también acabaría muerto.

Ambos cadáveres fueron colgados de sus barcos como ejemplo para toda la tripulación, algo que creo que quedó muy claro y calmó a los demás marineros. Pero esto no acabó aquí. Al instigador y “líder” de esta supuesta rebelión, Juan de Cartagena, se le abandonó a su suerte en una isla de la Patagonia, y diréis: “Este castigo no es para tanto”. Pero la isla en la que fue abandonado estaba a unos 35 grados bajo cero. Temperaturas insoportables para los atuendos de la época. Un sufrimiento sin precedentes.

el estrecho de magallanes

El 21 de octubre de 1520 llegaron al cabo que denominarían como las Once Mil Vírgenes, el Estrecho de Magallanes, en Chile. Allí se dieron cuenta de que estaban en un paso natural entre los océanos Pacífico y Atlántico.

Ahora llegaba lo más duro, sobrevivir a este océano desconocido sin apenas víveres y agua. En esta travesía, una de las naves desertó y regresó a Sevilla, pero la deserción les costaría la vida, ya que fueron ajusticiados por tal desobediencia.

El 17 de abril de 1521, los barcos restantes llegaron a Mactán, en las Islas Filipinas. Aquí Magallanes y unos 40 hombres serian atacados por unos 1500 indígenas. Magallanes fue alcanzado por una flecha, y poco después moriría lanceado en las costas de aquella isla.

Aquel vacío de poder fue arraigado por Juan Sebastián Elcano. Éste, con tan solo dos barcos y con la moral de la tripulación por los suelos, pudo alcanzar las tal deseadas Islas Molucas. Una vez llegaron allí, cargaron las naves con las apreciadas especias, se repusieron, y más tarde partirían hacia España.

Camino a casa, uno de los barcos intentó llegar a Panamá, pero los portugueses atraparon la nave y capturaron a la tripulación. Juan Sebastián Elcano intentó bordear la costa africana para no ser detectado por los portugueses, y lo consiguió. El 6 de septiembre de 1522 por fin llegan a Sanlúcar de Barrameda.

Cuando atracaron, la gente no daba crédito de si lo que estaban viendo eran personas o muertos vivientes. Los 18 que sobrevivieron parecían estar al borde de la muerte.

Días después partirían hacia Sevilla, donde fueron recibidos con salvas de artillería.

Esta proeza será recordada como la primera vez que el hombre dio la vuelta al mundo.

Recorrido Magallanes - Elcano

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *