La saga que conquistó nuestro corazón: Game Boy

En términos modernos, la Nintendo Game Boy original tenía un poder informático reducido. Un cuerpo gris y grueso, similar a un ladrillo, albergaba una pantalla teñida de color verde que mostraba cuatro tonos de gris y requería la habilidad de poder inclinar la pantalla para obtener suficiente luz para ver, pero no causar un resplandor.

Nintendo Game Boy Classic

La Nintendo Game Boy fue, para muchos, una consola que comenzó un viaje de por vida hacia el arte y las historias aventureras de los videojuegos.

Llegó en un momento en que una consola portátil era una novedad, que venía de las Game & Watch. Para hacernos una idea, la Game Boy se podría considerar el iPhone de ahora.

Nintendo vendió millones de consolas y videojuegos, de los cuales buena parte fueron gracias a la saga Game Boy y sus innumerables videojuegos.
Mario, Pikachu, Samus Aran, Kirby, Mega Man y muchos otros personajes
fueron los pilares de la biblioteca de juegos de la consola.

Para comprender los videojuegos de la década de 1990, debemos darnos cuenta de que son la forma definitoria de los medios de comunicación para una generación. Nintendo fue un monolito cultural que cambió las vidas de miles de millones de jugadores en todo el mundo.

Game Boy Pocket

Aunque de manera lenta, la Game Boy estaba en constante evolución. Acabaría encogiéndose en la Game Boy Pocket, una versión más delgada que funcionaba con baterías AAA y que venía en una versión clara que definía el estilo de la electrónica de los años noventa.

Game Boy color

Después llegaría la Game Boy Color, que tenía un chip más rápido y una pantalla a color, y tenia modelos de varios colores brillantes, e incluso como el modelo transparente que ya veíamos en la Pocket.

La Game Boy Advance fue un punto particularmente dulce en los juegos portátiles, y podría argumentarse que alcanzó su evolución perfecta en el modelo retroiluminado de la Gameboy Advance SP con una batería interna recargable.

Game Boy micro

La última réplica del fenómeno Game Boy fue la Game Boy Micro. Un sistema adorablemente pequeño. La Micro era demasiado pequeña y desgraciadamente, llegó en un momento tardío para ser tan popular como los otros modelos, debido a que en esa época las demás compañías estaban evolucionando mucho más, con otros modelos como la PSP de Sony.

Nintendo dejó morir el nombre de la marca Game Boy al lanzar la Nintendo DS, su pantalla táctil portátil. La Nintendo DS se actualizó a la Nintendo DS Lite y luego a la Nintendo DSi y la Nintendo DSi XL. En la Nintendo 3DS, Nintendo podría mostrar imágenes tridimensionales sin gafas 3D.

La Nintendo 3DS dio lugar a un modelo más barato que se llamaría Nintendo 2DS, y Nintendo rediseñó confusamente la 3DS como la “Nueva” Nintendo 3DS, que fue un poco más rápida. Todas estas evoluciones culminaron en la actual Nintendo Switch.

Nintendo Switch

Si colocamos la Nintendo Game Boy y Nintendo Switch lado a lado, podemos observar un testimonio de casi treinta años de innovación en tecnología y un oráculo de cosas por venir.

De todas las compañías que han fracasado en el mercado de los videojuegos desde la década de 1980 hasta la actualidad, Nintendo sigue teniendo éxito porque persigue implacablemente el diseño de la consola en sí y el videojuego como una forma de arte que nunca está del todo terminada pero exige más perfección futura.

La Game Boy fue fundamental para muchas personas de todo el mundo.

Aquí están los jugadores y los artistas, la aventura y el desafío, el videojuego como arte y experiencia. Aquí está la Game Boy.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *